ArticlePDF Available

De lo presencial a lo virtual: ¿Transformaciones hacia un psicodrama aumentado?

Article

De lo presencial a lo virtual: ¿Transformaciones hacia un psicodrama aumentado?

Abstract

Virtual psychodrama is a novel device that has gained great relevance throughout the world since the Covid19 pandemic. However, we still find almost no research that accounts for the processes and results of this new way of doing psychodrama. The present work sought to identify and describe the significant events that led to processes of change enunciated by the participants of virtual psychodrama groups with therapeutic purposes. The results indicate that the significant events that were identified as favorable in the responses of the participants indicate two central aspects of the psychodramatic method (dramatization and sharing) and a specific technique (mirror). In relation to the factors of therapeutic change, “universality” and “interpersonal learning” were the most mentioned. Finally, in relation to the events perceived as not useful or hindering, two categories were identified that were foreseen (sharing and dramatization) and two emerging categories (virtuality and group finalization). El psicodrama virtual es un dispositivo novedoso que ha tomado gran relevancia en el mundo entero a partir de la pandemia Covid19. Sin embargo, nos encontramos aún casi sin investigaciones que den cuenta de los procesos y resultados de este nuevo modo de hacer psicodrama. El presente trabajo se buscó identificar y describir los eventos significativos que llevaron a procesos de cambio enunciados por los participantes de grupos de psicodrama virtual con finalidad terapéutica. Los resultados indican que los eventos significativos que fueron identificados como favorecedores en las respuestas de los participantes señalan dos aspectos centrales del método psicodramático (dramatización y compartir) y una técnica específica (espejo). En relación con los factores de cambio terapéutico, la “universalidad” y el “aprendizaje interpersonal” fueron los más mencionados. Finalmente, en el que se refiere a los eventos percibidos como no útiles u obstaculizantes, se identificaron dos categorías que estaban previstas (compartir y dramatización) y dos categorías emergentes (virtualidad y finalización del grupo).
Octubre 2021
4
A Fondo
DE LO PRESENCIAL
A LO VIRTUAL:
¿Transformaciones hacia un psicodrama
aumentado?
Damián Kaplan Francisco
Rapela
Licenciado en Psicología.
Psicodramatista. Especialista en
Psicodrama (USAL). Ex-Secretario
Cientíco de la Asociación
Psicoanalítica de las Conguraciones
Vinculares de Córdoba. Docente
universitario de grado y posgrado de
psicodrama y coordinación grupal
(Universidad Nacional de Córdoba).
Psicoterapeuta en práctica privada.
Licenciado en Medicina, Neurólogo con
orientación a las Neurociencias (INC),
Psicoterapeuta Focal (CEP), Ex- Médico
de Terreno y Coordinador de Terreno
en Médicos Sin Fronteras, Co-Fundador
Médicos Sin Fronteras Latinoamérica,
Maestrando en Antropología Social,
Prof. Titular Neurobiología UCC, Prof.
Titular Psicofarmacología UCC, Prof.
Asist. Biología Evolutiva Humana UNC,
Docente Postgrado en Psicodrama.
Neuropsiquiatra y Psicoterapeuta
en práctica privada. Ex-consejero en
Psicología UCC y Consejero de ISEA-
SeCyT en UNC. Miembro de equipos
de investigación en UCC e Investigador
de SeCyT - UNC. Formación en
Psicodrama en El Pasaje, Córdoba,
Argentina y ex-miembro de la Compañía
Latinoamericana de Teatro Espontáneo
El Pasaje.
DE LO PRE SENCIA L A LO VIRTUA L:
¿TRA NSFORM ACIONES H ACIA UN
PSICODRAMA AUMENTADO?
Kapla n, D - Rapela, F.
Fecha de recepción: 10/07/2021.
Fecha de aprobación: 29/09/2021.
LA HOJ A DE PSICODR AMA Nº 73 (4-15 )
Octubre 2021
5
El psicodrama virtual es un dispositivo
novedoso que ha tomado gran relevancia
en el mundo entero a partir de la
pandemia Covid19. Sin embargo,
nos encontramos aún casi
sin investigaciones que den
cuenta de los procesos y
resultados de este nuevo
modo de hacer psicodrama.
El presente trabajo se buscó
identicar y describir los
eventos signicativos que
llevaron a procesos de cambio
enunciados por los participantes
de grupos de psicodrama virtual con
nalidad terapéutica. Los resultados
indican que los eventos signicativos que
fueron identicados como favorecedores
en las respuestas de los participantes
señalan dos aspectos centrales del método
psicodramático (dramatización y compartir)
y una técnica especíca (espejo). En relación
con los factores de cambio terapéutico,
la “universalidad” y el “aprendizaje
interpersonal” fueron los más mencionados.
Finalmente, en el que se reere a los eventos
percibidos como no útiles u obstaculizantes,
se identicaron dos categorías que estaban
previstas (compartir y dramatización) y
dos categorías emergentes (virtualidad y
nalización del grupo).
Virtual psychodrama is a novel device that
has gained great relevance throughout the
world since the Covid19 pandemic.
However, we still nd almost
no research that accounts for
the processes and results
of this new way of doing
psychodrama. e present
work sought to identify and
describe the signicant events
that led to processes of change
enunciated by the participants
of virtual psychodrama groups
with therapeutic purposes. e results
indicate that the signicant events that
were identied as favorable in the responses
of the participants indicate two central
aspects of the psychodramatic method
(dramatization and sharing) and a specic
technique (mirror). In relation to the factors
of therapeutic change, “universality” and
“interpersonal learning” were the most
mentioned. Finally, in relation to the events
perceived as not useful or hindering, two
categories were identied that were foreseen
(sharing and dramatization) and two
emerging categories (virtuality and group
nalization).
RESUMEN ABSTRACT
PALABRAS
CL AVE:
psicodrama, virtual, eventos
signicativos, procesos de
cambio.
KEY WORDS:
psychodrama, virtual,
signicant events, change
process research.
Introducción





En el contexto de un proceso histórico
sin precedentes, marcado por la globalización,
la digitalización, la hiperconexión y la
creciente mediación de tecnologías en la
vida cotidiana, entendemos que los procesos
terapéuticos clásicos no están ni estarán
exentos de ser desaados por la virtualidad.
Para Levy (1999) lo virtual y la virtualización
constituyen la esencia o la mutación
especíca entre las evoluciones culturales
en curso en este giro hacia el tercer milenio.
Consideramos, como lo hace Vaimberg
Grillo (2012), que la sistematización y uso
Octubre 2021
6
A Fondo
generalizado de dispositivos terapéuticos
grupales en la virtualidad, puede ampliar
el acceso a la población y la calidad de los
procesos de promoción de la salud. En
este sentido, entendemos que, más allá del
escenario pandémico actual, que restringe el
contacto físico y el grupo presencial como lo
conocíamos, es fundamental el estudio de la
viabilidad y ecacia del psicodrama mediado
por tecnología. Moreno siempre apuntó al
“desarrollo de una técnica que guía al creador
entre la Escila de la pura espontaneidad y la
Caribdis de la obra terminada, su idolatría
y repetición” (Moreno, 1993, p. 65). El
presente de la práctica del psicodrama requiere
respuestas espontáneas y creativas para el uso de
tecnologías más allá de cuál sea la modalidad
implementada: presencial, escenarios híbridos
de presencia y virtualidad, o incluso el uso
de la realidad virtual en el psicodrama, que
potencian la “realidad suplementaria” de una
manera difícilmente imaginable (Anstey et al.,
2004). Finalmente, cabe señalar que un factor
diferencial entre las psicoterapias verbales y el
psicodrama es precisamente el uso instrumental
del cuerpo, la acción, la interacción y el
contacto. La falta de interacción física entre los
miembros del grupo, parecería un obstáculo
imposible de superar, pero también este tema
podría abrir la pregunta sobre cuáles son los
obstáculos y cuáles son los benecios de esta
nueva modalidad.
Desde nuestra formación, experimentamos
la dinámica de grupo como un dispositivo
que potencia la experiencia terapéutica y, en
el transcurso de nuestra práctica profesional,
experimentamos los grupos psicodramáticos
como dispositivos con un poder transformador
particular. En los últimos años comenzamos
a buscar la implementación de grupos
psicodramáticos con nes terapéuticos en
nuestra práctica privada, y aunque en los
últimos años realizamos intervenciones
grupales psicodramáticas aisladas con nes
diagnósticos o de promoción de la salud, el
espacio del psicodrama terapéutico grupal
seguía eludiéndonos. Luego de lo que
consideramos un proceso de maduración tanto
personal como en nuestro rol de directores,
en febrero de 2020 pudimos inaugurar un
espacio grupal psicodramático exclusivamente
con nes terapéuticos. Casualmente en marzo,
con dramática urgencia transformadora,
irrumpió la pandemia global de Covid19,
con la consiguiente cuarentena obligatoria.
Entonces, después de un solo encuentro
presencial, nos enfrentamos a la decisión de
cerrar el grupo o transformarlo en uno virtual.
Fue en ese momento que comenzamos a
abordar el problema que originó este trabajo
de investigación. Junto al entusiasmo de
haber podido poner en marcha un grupo
terapéutico, también vino la incertidumbre
sobre la viabilidad de la virtualización del grupo
y su sustentabilidad en el tiempo. Sobre todo,
por la escasa experiencia en esta modalidad,
de la que no encontramos referencias de su
ecacia terapéutica. A partir de esos primeros
encuentros virtuales, donde imperaba la
incertidumbre, comenzamos adaptando
nuestras herramientas técnicas y reexionando
sobre las especicidades del psicodrama en la
virtualidad.
A medida que avanzaban los encuentros,
comenzamos a notar claros efectos de
transformación en los pacientes, lo que nos
llevó a investigar el impacto que este proceso
estaba teniendo en ellos. Consideramos que la
mejor manera de demostrar esto, más allá de
nuestra opinión, fue investigando sus propias
percepciones y particularmente su propio
registro de los factores o eventos signicativos
que inuyeron en sus procesos de cambio
(Elliott et al., 2013). Por tanto, la pregunta era:
¿Cuáles son los eventos útiles y obstaculizadores
percibidos por los participantes de un grupo
de psicodrama virtual con nes terapéuticos?
A partir de esta pregunta, surgió el principal
objetivo de la investigación, que fue identicar
y describir los eventos útiles u obstaculizadores
que llevaron a los procesos de cambio
percibidos por los participantes de los grupos de
psicodrama virtual con nes terapéuticos.
Cuando comenzamos a escribir este
trabajo, resonamos con la pregunta de Fávero
(2020), ¿cómo investigar y publicar con
Octubre 2021
7
rigor cientíco sin perder la espontaneidad
y creatividad de nuestra práctica como
psicodramatistas? Creemos haber encontrado
algunas pistas: el encuentro, el trabajo
compartido como co-directores, el contrapunto
entre la lectura de la bibliografía y el análisis
de fenómenos emergentes, el mantenimiento
del espíritu lúdico y el asombro que nos
acompañó tanto en la práctica grupal como en
la investigación, así como en la redacción de
este texto.
Ahora nos interesa seguir manteniendo
el espíritu de encuentro que nutre las raíces
del psicodrama compartiendo los resultados
de nuestra investigación, que consideramos
cumplirá una doble función: la función
integradora del compartir y del procesamiento
en psicodrama, y al mismo tiempo, una
especie de caldeamiento para un proceso
más amplio de investigación en psicodrama.
Por eso le invitamos a leer este artículo
desde un rol activo, doblando, haciendo
soliloquios o cambiando de roles, con el n
de promover la concepción de un espacio
de encuentro, mediado en este caso por las
letras y quizás, posteriormente, por debates y
congresos virtuales, donde podamos comenzar
a intercambiar experiencias y compartir
perspectivas sobre este nuevo campo en los
albores de su historia.
Antecedentes
Si hay algo que caracteriza el trabajo
psicoterapéutico es la posibilidad de producir
cambios, pero no cualquier cambio,
sino aquellos que promuevan procesos
transformadores hacia la salud. Se trata de
cambios que son capaces de reducir, aliviar
o paliar el sufrimiento y el malestar que ha
llevado al sujeto a requerir psicoterapia (Aznar
& Brox, 2011). La investigación en psicoterapia
tiene una larga trayectoria y se ha centrado
tanto en los resultados como en los procesos
terapéuticos. Más recientemente, estas ramas
se han articulado en lo que se conoce como
investigación sobre procesos de cambio (Cruz
et al., 2019; Elliott, 2012), este giro intenta
establecer relaciones entre ciertos procesos
que ocurren en el curso de la psicoterapia,
y los resultados o efectos que producen. La
complejidad de este campo ha llevado a los
investigadores a interesarse por estudiar
episodios o eventos relevantes en las sesiones de
psicoterapia (Krause et al., 2006), analizando
tanto aquellos que son productivos como
aquellos que pueden resultar problemáticos
u obstructivos para el proceso (Timulak,
2010). El estudio de episodios relevantes se
origina en el contexto de las psicoterapias
experienciales (dentro de las cuales se encuentra
el psicodrama), aunque rápidamente trascendió
y comenzó a ser utilizado en diferentes
investigaciones empíricas (Elliott et al., 2013).
Tiene una larga tradición en investigación
que ha acumulado numerosos estudios bajo la
noción general de “evento signicativo”. Aquí
deniremos eventos signicativos como aquellos
eventos que se destacan de la experiencia
de la psicoterapia, como una respuesta o
reacción especíca, una intervención, una
interacción, un acto o fenómeno que resuena
profundamente en la experiencia subjetiva del
individuo (ya sea terapeuta o paciente) y que,
aparentemente, favorece o diculta los avances
del proceso terapéutico (Duarte et al., 2019).
La investigación de hechos signicativos
tiene una gran anidad con los postulados
del psicodrama. Por un lado, la relevancia de
los hechos o episodios está relacionada con la
noción de escena en el psicodrama y en un nivel
más profundo con la categoría de momento
(Moreno, 1993). Por otro lado, consideramos
que el valor que se le da a explorar diferentes
perspectivas de un mismo evento es consistente
con la losofía del Encuentro (Levy, 1914).
Especícamente, dentro de la investigación
del psicodrama, Kellerman (1985) estudió la
percepción de los participantes acerca de los
factores de cambio (también llamados factores
terapéuticos) en psicodrama presencial. Este
autor concluyó que la autocomprensión (insight),
la catarsis y el aprendizaje interpersonal
fueron los eventos más signicativos desde la
perspectiva de los participantes. En un estudio
posterior, Kellerman (1987) conrmó los
hallazgos previos, que a su vez son consistentes
Octubre 2021
8
A Fondo
con otras investigaciones en psicoterapia de
grupo (Yalom, 2012). Más recientemente, Cruz
y colaboradores (2016) han desarrollado el
Sistema de Análisis de Contenido de Aspectos
Útiles del Psicodrama Moreniano, conocido
por sus siglas en inglés como HAMPCAS.
Este sistema permite categorizar e integrar
los eventos signicativos (tanto útiles como
obstaculizantes) identicados a través de
diversas técnicas de recolección de datos.
Un ejemplo de su uso es la investigación de
Cruz (2014) cuyos resultados apuntan a la
existencia de un predominio de categorías
relacionadas con la especicidad del método
psicodramático. Si bien no hemos encontrado
investigaciones empíricas sobre el proceso de
cambio en el psicodrama virtual, sí hemos
encontrado trabajos que hacen referencia a la
psicoterapia de grupo virtual (Auguste, 2020;
Vaimberg, 2010) y una serie de artículos sobre
psicodrama virtual con experiencias, viñetas
clínicas y reexiones que apuntan describir y
aclarar las adaptaciones técnicas, la utilidad,
las limitaciones, la especicidad y el potencial
futuro de esta novedosa modalidad (de Lara
Cardoso Jr, 2021; Ferreira, 2021; Fleury, 2020;
Moyano et al., 2020; Rodrigues et al., 2020;
Vaimberg, 2020; Vidal & Cardoso, 2020; Vidal
& Castro, 2020).
TODO
Participantes
La muestra estuvo formada por dos grupos
de psicodrama virtual, realizados en el marco
de la práctica privada, en el primer y segundo
semestre de 2019 respectivamente. Ambos
grupos se formaron con nes terapéuticos,
teniendo como criterio de agrupabilidad la
etapa vital y la ausencia de diagnósticos de
psicopatología severa, así como el hecho de
no estar atravesando una situación de duelo
reciente. Los grupos fueron de tipo cerrado
(no se admitieron nuevos miembros durante
el proceso grupal) y de tiempo limitado
(cuatro meses cada uno). El primero formado
por 6 adultos (4 hombres y 2 mujeres) entre
20 y 28 años, y el segundo por 7 adultos (4
hombres y 3 mujeres) entre 19 y 30 años.
También debe tenerse en cuenta que ninguno
de los participantes tenía experiencia previa
en psicodrama grupal. El equipo coordinador
estaba formado por dos terapeutas directores de
psicodrama. Las sesiones siguieron la dinámica
clásica de tres momentos (calentamiento,
dramatización y compartir), fueron quincenales
y tuvieron una duración aproximada de dos
horas, se llevaron a cabo de forma sincrónica
a través de la plataforma de videollamadas
Zoom. También se conformó un grupo de
WhatsApp, como soporte entre sesiones y para
todas las comunicaciones relacionadas con la
organización del grupo.
Instrumentos y / o materiales
se utilizó el cuestionario “Aspectos útiles
de la terapia” (Sales, 2005), sin tomar el
apartado cuantitativo para esta investigación. Se
tomaron las recomendaciones de Cruz (2014)
para su aplicación en psicoterapia de grupo.
En nuestro caso, el cuestionario se aplicó al
nal de la penúltima reunión de cada uno de
los grupos, permitiendo identicar y describir
los eventos que, desde la perspectiva de los
pacientes, promovieron u obstaculizaron el
cambio (Cruz et al., 2016; Elliott & Shapiro,
1988).
Procedimientos
Teniendo en cuenta que el cuestionario
sobre “Aspectos útiles de la terapia” puede
favorecer la reexión sobre el proceso
terapéutico (Elliott & Stone, 2011), se envió un
enlace a cada participante para que respondiera
el cuestionario creado en los “Formularios
de Google ” de forma anónima, al nal del
penúltimo encuentro. Se les informó que era
anónimo, que su participación era voluntaria
y que, si no estuvieran dispuestos o no
pudiesen contestarla, eso no tendría ninguna
implicación negativa en su proceso. También
se les informó que tendríamos la oportunidad
de evaluarlo juntos en la última reunión.
Siguiendo las ideas de Moreno (1941), este
Octubre 2021
9
procedimiento invita a los propios participantes
a ser parte de la investigación de su propio
proceso. De esta manera, constituyó un aporte
al calentamiento para el último encuentro,
tanto para los participantes como para los
directores. Este procedimiento se repitió en
ambos grupos. Luego se procedió a realizar
una lectura en profundidad de las respuestas.
Para el análisis de los datos, los eventos útiles y
obstaculizadores descritos por los pacientes se
codicaron utilizando el HAMPCAS (Cruz
et al., 2016) y luego se compararon con las
categorías preexistentes en la bibliografía sobre
eventos signicativos y procesos de cambio en
psicodrama y psicoterapia de grupo (Kellerman,
1985; Yalom, 2012).
Resultados
Siguiendo a Cruz et al. (2016), las
respuestas de los participantes se presentan
en la tabla 1 y luego se describen a
continuación. Primero, el dominio de la
acción o eventos signicativos, segundo los
impactos (el efecto percibido que el evento
tuvo en el/la participante), sean estos útiles u
obstaculizadores y nalmente el contexto o
área de la vida en la que esos impactos tuvieron
efecto, siempre de acuerdo a la perspectiva de
los/as participantes. El análisis de las respuestas
en términos de factores terapéuticos de cambio
(Kellerman, 1985; Yalom, 2012) se presenta en
la Tabla 2 y luego se describen.
1. Evento/Acción
1.1. Dramatización 20
1.2. Compartir 15
1.3. Espejo 4
1.4. * Virtualidad 4
1.4.1. Condiciones materiales de conexión 2
1.4.2. Cualidad de la experiencia de la virtualidad 2
1.5. Finalización del grupo 1
2. Impactos útiles
2.1. Fortalecimiento de la alianza grupal 10
2.2. Consciencia del sí (insight)14
2.3. Relativización del problema 3
2.4. Solución del problema 8
2.5. * Espontaneidad 7
2.6. Alivio 1
2.7. Perdonarse a sí mismo/a 2
TABL A 1
Análisis de contenido (HAMPCAS) de las respuestas de los/as
participantes (el * indica categorías emergentes)
... continúa
Octubre 2021
10
A Fondo
Como muestra la Tabla 1, los eventos
que se identicaron en las respuestas de los
participantes indican diferentes aspectos
centrales del método psicodramático.
La mayoría de las respuestas se referían
a la dramatización (por ejemplo, “Creo
que fue la actuación y la construcción de
las escenas”) y al Compartir (ej. “Sentir
que cuando compartimos nuestras cosas
personales, incluso con nuestras diferencias,
a todos les pasa lo mismo”, “Me ayudó
escuchar lo que cada compañero hace con
sus demonios”). También se señaló una
técnica especíca, el espejo (ej. “Ser capaz
de verme como en tercera persona, fuera
de la situación”). El modo de encuentro
(virtualidad) también se consideró como
un evento. Pero esta categoría se utilizó de
dos formas diferentes: En lo que respecta a
las condiciones de conexión a internet y los
dispositivos materiales (por ejemplo, “Mi
conexión a internet y el hecho de que mi
computadora se rompió, me hizo perder mi
esquema de sesión”), y también en relación
a la cualidad de la experiencia virtual, a los
fenómenos y cualidades que la distinguen
de la experiencia “en persona” o “presencial”
(por ejemplo, “La sensación de compartir una
pantalla, poder observar a estas personas en
un dispositivo, que se convierten, que hacen
y deshacen, era una ilusión muy hermosa,
similar a ser un personaje y un autor ”, “El
cara a cara hubiera sido decisivo para mí,
“Me hubiera encantado seguir en persona,
creo que hubiéramos ido mucho más lejos”
o “Me encantaría experimentar la presencia
también, aunque entiendo el contexto”).
Finalmente, se consideró un momento del
proceso (nalización del grupo) (ej. “Me
hubiera gustado que durara más, siempre
parece que el tiempo es corto”).
En cuanto a los impactos útiles, cada
evento produjo múltiples y diferentes
impactos en los participantes, entre los
cuales, el fortalecimiento de la alianza grupal
TABL A 1 (Continuacn)
Análisis de contenido (HAMPCAS) de las respuestas de los/as
participantes (el * indica categorías emergentes)
3. Impactos obstaculizantes
3.1. Experiencias indeseadas 10
3.2. Itragrupal 13
3.1.1. * Grado de espontaneidad (bloqueos) 6
1.4.2. Cualidad de la experiencia de la virtualidad 2
4. Contexto
4.1. Sí mismo/a 24
4.2. Intragrupal 13
4.3. Familia de origne 2
4.4 Trabajo 2
4.5 Familia actual (pareja) 2
Octubre 2021
11
(ej. “Lo que más me ayudó durante las
reuniones fue la disponibilidad y apertura
del resto de los integrantes del grupo
para transmitir sus vivencias personales
y prestarlas para la construcción de las
escenas”) y el autoconocimiento (ej.“ Fue útil
no solo como una forma de catarsis sino para
descubrir un aspecto mío que hasta ahora
no me consideraba capaz o tenía miedo de
explorar”) fueron los principales. El equipo
propuso una nueva categoría de impacto
para respuestas como: “Me ayudó a enfrentar
la situación de una manera diferente”, “me
ayudó a ver la adversidad desde otro punto
de vista, me ayudó a darme cuenta de que
hay otras formas de lidiando con ellos”,
“empecé a cambiar mi forma de actuar
en determinadas ocasiones”. Si bien estas
respuestas podrían incluirse en “solución de
problemas”, consideramos que la denición
operativa de espontaneidad, como una
respuesta adecuada a una nueva situación o
una nueva respuesta a una situación conocida
(Moreno, 1993), se adecuaba más a las
respuestas y brindaba mayor especicidad
que las categorías ya contempladas en el
sistema de categorización (Cruz et al., 2016).
Otros impactos útiles fueron: Relativización
de problemas (por ejemplo, “Lo que más me
ayudó es que me sentí solo e incomprendido,
pero cuando hablo con otras personas que
vivieron las mismas cosas, veo que quizás
mis problemas no son tan grandes como los
imaginaba. “), Perdonarse a sí mismo/a (p. Ej.
“El efecto principal fue empoderarme: dejar
de juzgarme y reconocer más intuitivamente
mis estados emocionales, no buscando
destruirlos o evitarlos sino vivirlos”, “Me
ayudó a dejar de sentirme culpable cuando
algo no funciona”) y Alivio (por ejemplo, “la
conexión entre todos calma la angustia de
sentirse diferente”).
En cuanto a los impactos
obstaculizantes, se consideró que el grado
de espontaneidad, en respuestas como “A
veces me daba vergüenza mostrarme, ser
auténtico” o “Los primeros encuentros
me costaba un poco participar”, describe
más especícamente el tipo de experiencia
descripta, aunque encajan perfectamente en
la categoría “experiencia no deseada” y los
participantes las expresaron como tales, es
por eso que fueron codicadas como una
subcategoría. En cuanto al debilitamiento
relacional, las respuestas apuntaban a fallas
en la conexión a Internet o problemas con los
dispositivos (por ejemplo, “Cuando fallaba
Internet, me costaba seguir el ritmo, me
cansaba y me enojaba”).
En cuanto al contexto en el que incidieron
estos impactos, también fue variable, aunque
los aspectos intragrupales e intrapersonales
tuvieron cierto predominio, es decir, en sí
mismos (ej. “Dejé de sentirme tan culpable por
cosas que realmente no me interesan”) y en
el propio grupo terapéutico (por ejemplo, “El
hecho de que todos trabajamos en los mismos
temas y pudimos llegar a conclusiones marca la
conexión de todos”).
TABL A 2
Factores de cambio terapéutico
(Kellerman, 1985; Yalom, 2012)
Universalidad 18
Aprendizaje interpersonal 11
Cohesión de grupo 4
Infundir esperanza 2
Catarsis 2
Los eventos útiles identicados en las
respuestas se analizaron de acuerdo con los
factores de cambio terapéutico (Kellerman,
1985; Yalom, 2012). La tabla 2 muestra
que la universalidad fue el principal factor
recordado. Respuestas como “saber que a
todos nos pasan más o menos las mismas
cosas me ayudó mucho” o “sentir que a todos
Octubre 2021
12
A Fondo
les pasan las mismas cosas, con nuestras
diferencias”, parecen describir con precisión
este factor. Otro factor predominante de
cambio fue el aprendizaje interpersonal
(p. Ej. “Descubrir en mis compañeros,
miedos y ansiedades en lugares similares”,
“el grupo logró darme seguridad y nuevas
herramientas”). También se encontró
cohesión grupal, por ejemplo, “La conexión
entre todos calma la angustia de sentirse
diferente”. Finalmente, aparecieron los
factores ligados a la posibilidad de infundir
esperanza (por ejemplo, “Ver a mis
compañeros lidiar con sus propias cosas,
me hizo sentir que no todo está perdido”)
y a la Catarsis (por ejemplo, “Fue útil no
solo como una forma de catarsis, sino para
descubrir un aspecto de mí que hasta ahora
no me consideraba capaz o tenía miedo de
explorar”).
Discusión
Como puede verse y dentro de los
límites que admite esta metodología, a nivel
general se puede decir que los resultados
aportan evidencias a favor del proceso de
cambio terapéutico en el psicodrama virtual.
El hecho de que, en ausencia de cuerpos
físicos, el método psicodramático mantenga
su potencial transformador, abre nuevas y
renovadas preguntas a nivel teórico y clínico.
El uso instrumental del cuerpo en
acción e interacción es una de las principales
características del método psicodramático.
La telepresencia o la falta de interacción
física entre los miembros del grupo, podría
considerarse un obstáculo imposible de
superar. Sin embargo, los resultados de
esta investigación indican que, si bien en
algunos casos la virtualidad fue considerada
un obstáculo, incluso en esos casos fue una
dicultad novedosa y desaante en búsqueda
de respuestas adecuadas y creativas. Por otro
lado, en estos grupos de psicodrama virtual
se identicaron categorías de eventos útiles
y factores de cambio terapéutico esperados
para los grupos presenciales (Cruz, 2014;
Kellerman, 1985; Yalom, 2012), relanzando
la pregunta acerca del encuentro, sus
modalidades y los efectos de las diversas
mediatizaciones tecnológicas.
En relación a las categorías propuestas,
entendemos que existe una tensión constante
y creativa entre lo especíco de la teoría
del psicodrama y lo genérico de la teoría
de la psicoterapia, por lo que constructos
teóricos como “solución de problemas” o
“espontaneidad” deben ser considerados
no solo en relación a la coherencia
epistemológica, sino también en relación
a la posición de encuentro con distintos
interlocutores dentro de la comunidad
psicodramática y con la comunidad
psicoterapéutica más amplia. Tal vez lo más
relevante para la presente investigación sea
la categoría de “virtualidad, para la cual se
ha propuesto distinguir dos subcategorías,
una que considera las condiciones de
conexión a internet y dispositivos materiales
(pantalla, computadora, celular, etc.) y otra
que la distinguiría de la “presencialidad”
(sin mediación tecnológica), categoría ya
trabajada por (Vaimberg, 2010).
En relación con el instrumento de
investigación utilizado, el cuestionario
permitió obtener datos y cualitativos
especícas. Sin embargo, no se realizaron
entrevistas ni se tomó ningún inventario de
síntomas, por lo que no fue posible realizar
triangulación de datos o rescatar respuestas
implícitas. Sería deseable profundizar en esta
línea de investigación, añadiendo una medida
pre-post.
Las particularidades contextuales en las
que se desarrollaron estos grupos también
deben ser consideradas entre los factores
relevantes, tanto para su análisis crítico
como para futuras investigaciones. Eventos
tan signicativos como la pandemia global
y la imposibilidad, no solo de reunirse para
un grupo terapéutico, sino la dicultad
y amenaza de encontrarse con otros en
general dan cuenta de una matriz social muy
especíca. En este caso, la Universalidad no
Octubre 2021
13
era solo la posibilidad de sentir lo mismo,
de hecho, todos estábamos involucrados
en la misma situación de aislamiento
debido a la estricta cuarentena (terapeutas y
participantes).
Por otro lado, hay otros factores,
como la motivación de los directores para
el inicio del grupo, la posible necesidad de
los pacientes y de los directores de ponerse
en contacto con otros, la curiosidad por la
novedad que supone el descubrimiento del
uso de la plataforma (Zoom en este caso) y la
posibilidad de desarrollar técnicas dramáticas
capaces de promover experiencias difíciles
de generar en persona (realce de detalles
gestuales, efectos dramáticos realzados por
la pantalla, punto de vista del espectador,
voz en o, etc.). Finalmente, se debe tener
en cuenta el hecho de que cada miembro se
encuentra en su propio espacio y al mismo
tiempo en el espacio grupal. Creemos que
al menos dos de los universales (espacio y
realidad) propuestos por Moreno (1995)
sirven de guía a la vez que presentan
características novedosas. Estos resultados
se convierten inmediatamente en una
amplia invitación a los colegas para replicar
y mejorar este tipo de investigaciones para
profundizar en la creación de nuevas formas
de abordar la complejidad del proceso de
transformación terapéutica.
Finalmente, al tratarse de un espacio de
encuentro asincrónico con quien lee, no es
posible que los autores de esta investigación
hagan más que imaginar posibles diálogos
por ahora, aunque confían en que en el
futuro la interacción será en tiempo “real”,
un encuentro que continuará enriqueciendo
la comprensión del psicodrama y sus procesos
de transformación.
Octubre 2021
14
A Fondo
REFERENCIAS
l
Auguste, G. (2020). Abordaje del ChemSex desde la psicoterapia de grupo online. Master thesis, Universidad
de Barcelona.
l
Aznar, M., & Brox, V. (2011). El cambio en psicoterapia. Clínica Contemporánea, 2(1), 3–4.
l
Ferreira, M. (2021). Caminhando com o psicodrama on-line. Revista Brasileira de Psicodrama, 29(1), 53–59.
l
Cruz, A. S. (2014). Perspectivas integradoras sobre o psicodrama moreniano: Os teóricos, os terapeutas e os
clientes. Universidade Fernando Pessoa.
l
Cruz, A. S., Dias Sales, C. M., Moita, G., & Alves, P. G. (2016). Towards the development of Helpful Aspects
of Morenian Psychodrama Content Analysis System (HAMPCAS). Stadler C., Wieser M., & Kirk K. (eds)
Psychodrama. Empirical Research and Science 2. Springer, Wiesbaden. https://doi.org/10.1007/978-3-658-
13015-2_6
l
de Lara Cardoso Jr, A. (2021). Palco, cena e corpo no psicodrama on-line. Revista Brasileira de Psicodrama,
29(1), 65–70.
l
Duarte, J., Martínez, C., & Tomicic, A. (2019). Revisión teórica y metodológica de los eventos relevantes en
psicoterapia para el estudio del cambio. Revista Argentina de Clínica Psicológica, 3, 253–265.
l
Elliott, R., & Stone, C. (2011). Clients’ experience of research within a research clinic setting. Counselling
Psychology Review, 26(4), 71–86.
l
Elliott, R., Watson, J., Greenberg, L. S., Timulak, L., & Freire, E. (2013). Research on humanistic-experien-
tial psychotherapies. In Bergin & Gareld‘s Handbook of psychotherapy and behavior change (6th ed., pp.
495–538). New York: Wiley.
l
Fávero, M. (2020). Editorial. La Hoja de Psicodrama, 70.
l
Fleury, H. J. (2020). Psicodrama e as especicidades da psicoterapia on-line. Revista Brasileira de Psicodra-
ma, 28(1), 1–4.
l
Guimarães, S. (2016). Origen y desarrollo del psicodrama como método de cambio psicosocial. UBA.
l
Kellerman, P. F. (1985). Participants´Perception of therapeutic factors in Psychodrama. Journal of Group
Psychotherapy Psychodrama & Sociometry, 38(3), 123–132.
l
Kellerman, P. F. (1987). Psychodrama participants’ perception of therapeutic factors. Small Group Behavior,
18(3), 408–419.
l
Krause, M., De la Parra, G., Arístegui, R., Dagnino, P., Tomicic, A., Valdés, N., … Ramírez, I. (2006). Indi-
cadores genéricos de cambio en el proceso psicoterapéutico. Revista Latinoamericana de Psicología, 38(2),
299–325.
l
Levy, J. (1914). Invitación a un encuentro. Viena.
l
Levy, P. (1999). ¿Qué es lo virtual? Barcelona: Paidós.
l
Moreno, J. L. (1941). The function of the social investigator in experimental psychodrama. Sociometry, 4(4),
392–417.
l
Moreno, J. L. (1993). Psicodrama (6ta ed.). Buenos Aires: Lumen.
l
Moreno, J. L. (1995). Capítulo 1: Universales en El psicodrama: terapia de acción y principios de su práctica.
Buenos Aires: Lumen.
l
Moyano, G., Calvo, I., González Santos, S., Guerrero Orzáez, M., Rubinstein, M., Falcón, M., & Cairó, N.
(2020). El sicodrama online por el grupo assg. Una urgencia actual: sicodrama en sesiones por videoconferen-
cia. La Hoja de Psicodrama, 70, 82–91.
Octubre 2021
15
l
Rodrigues, R., Coutinho, E. T., Barêa, J. C., & Aguiar, A. de O. e. (2020). Teatro de Reprise telepresencial em
tempos de COVID-19. Revista Brasileira de Psicodrama, 28(2), 142–153.
l
Sales, C. M. (2005). Terapia familiar en contexto psiquiátrico: aportaciones para la comprensión del cambio
psicoterapéutico. Universidad de Sevilla.
l
Timulak, L. (2010). Signicant events in psychotherapy: An update of research ndings. Psychology and
Psychotherapy: Theory, Research and Practice, 83, 421–447.
l
Vaimberg, R. (2012). Bases de la psicoterapia e intervenciones online. Intercambios, Papeles de Psicoanàlisis
/ Intercanvis, Papers de Psicoanàlisi, (28), 63–79.
l
Vaimberg, R. (2020). Del diván, el grupo y el escenario a la pantalla. La Hoja de Psicodrama, 70(50–59).
l
Vaimberg, R. (2010). Psicoterapias tecnológicamente mediadas (PTM). Estudio de procesos y microprocesos
a partir de participación online. Tesis doctoral, Universitat de Barcelona.
l
Vidal, G., & Cardoso, A. S. (2020). Dramatização on-line: Psicoterapia da relação e psicodrama interno no
psicodrama contemporâneo. Revista Brasileira de Psicodrama, 28(2), 131–141.
l
Vidal, G., & Castro, A. (2020). O Psicodrama clínico on-line: uma conexão possível. Revista Brasileira de
Psicodrama, 28(1), 54–64.
l
Yalom, I. D. (2012). Psicoterapia existencial y terapia de grupo. Barcelona: Paidós.
REFERENCIAS
ResearchGate has not been able to resolve any citations for this publication.
Article
Full-text available
The general objective of this article is to contextualize Psychodrama in the online psychotherapeutic intervention model, and the specific objective is to demonstrate the viability of online psychodramatic care with adults from the description of sociatric sessions through this modality. The psychodramatic resources used in the highlighted sociatric sessions are Dramatic Games, Internal Psychodrama, Relationship Psychotherapy and Bipersonal Psychodrama with dramatization in an open scene. The results obtained confirm that Psychodrama breaks the need for face-to-face psychotherapy for sociatrics to occur, opening space for new paths. KEYWORDS Psychodrama; Online; Intervention
Article
Full-text available
Este artigo objetiva evidenciar as possibilidades do psicodrama on-line por meio do método da psicoterapia da relação e da técnica do psicodrama interno. Trata-se de um estudo de caso com relatos de duas sessões de uma paciente em processo psicoterapêutico no ambiente on-line. Na primeira sessão, a protagonista apresenta angústias relacionadas à autopercepção, trabalhadas por meio da psicoterapia da relação. Na segunda sessão, são evidenciadas vivências assustadoras da infância, ressignificadas através do psicodrama interno. Conclui-se que ambas possuem vasta contribuição no ambiente on-line, o método da psicoterapia da relação como poderosa ferramenta para trabalhar relações e angústias, e o psicodrama interno como técnica eficaz em cenas de medo, pois permitiram o trabalho com papéis internalizados e ação simbólica para uma rematrização.
Article
Full-text available
Este artigo tem por objetivo refletir sobre as possibilidades de atuação em psicoterapia da relação, psicodrama bipessoal e psicodrama interno, por meio de atendimentos on-line. Foram utilizados relatos de experiência para ilustrar as possibilidades em relação a etapas, instrumentos e técnicas. Ao longo da discussão, é clarificado que a ação espontânea do psicodramatista frente ao cliente é imprescindível. Portanto, no atendimento on-line, é possível a manutenção do aquecimento, a aplicação das técnicas e o manejo das cenas, considerando a necessidade do reconhecimento de cenário do paciente e do diretor, bem como da possibilidade do recurso da realidade suplementar para o alcance de cenas, objetos ausentes e personagens.
Article
Em tempos de quarentena da COVID-19, é essencial explorar ferramentas para enfrentar os desafi os psicossociais provocados pelo isolamento social e pelas novas rotinas, além de buscar formas de satisfazer as necessidades de encontro, aproveitando os recursos tecnológicos. O objetivo deste trabalho é apresentar e discutir uma adaptação do Teatro de Reprise com recursos de telepresença. O método desenvolvido foi o de pesquisa-ação. A intervenção específi ca foi iniciativa de um grupo de usuários de um centro cultural, no qual se realiza regularmente Psicodramas Públicos presenciais. A partir do ponto de vista do psicodrama, este trabalho discute as implicações e as possibilidades do uso de uma plataforma tecnológica, os papéis das pessoas envolvidas e a possibilidade de novas sociometrias, em uma intervenção.
Chapter
The main goal of this study is to develop a system of categorizing what clients find helpful and hindering in psychodrama sessions using a patient-generated process measure, the Helpful Aspects of Therapy (HAT; Elliott, Helpful Aspects of Therapy Form. http:// www. experiential-researchers. org/ instruments/ elliott/ hat. html, 1993). An existing system, the Helpful Aspects of Experiential Therapy Content Analysis System (HAETCAS; Elliott, Helpful aspects of experiential therapy content analysis system (HAETCAS): Rating manual. Unpublished manuscript. Department of Psychology, University of Toledo, 1988), was adapted to psychodrama, by exploring to what extent its categories were applicable or not to this therapeutic approach. HAETCAS is meant to categorize each client identified therapeutic event from three aspects: action (to which the event refers to), impact (that the event had on the individual) and content (that the event is about). This study showed that the majority of impact and context categories of HAETCAS are potentially applicable to psychodrama. In relation to action, the results demonstrate the need for psychodrama specific categories, which would reveal theoretical aspects of this therapeutic model. An extended version of HAETCAS, which includes the categories of action specific to psychodrama was identified as HAMPCAS (Helpful Aspects of Morenian Psychodrama Content Analysis System). The implications of using it to analyze HAT data, for both therapists and clients will be addressed; highlighting the possibilities and drawbacks of routinely taking clients’ perspectives on board. This study is part of the IPHA Group (Sales et al., Counselling and Psychotherapy Research 14(3):181–191, 2014), an international practice-based research network dedicated to personalized assessment.
Article
Purpose: Significant events research represents a specific approach to studying client-identified important moments in the therapy process. The current study provides an overview of the significant events research conducted, the methodology used together with findings and implications. Method: PsychInfo database was searched with keywords such as significant events, important events, significant moments, important moments, and counselling or psychotherapy. The references of the selected studies were also searched. This process led to the identification of 41 primary studies that used client-identified significant event(s) as a main or secondary focus of the study. These were consequently reviewed with regard to their methodology and findings. The findings are presented according to type of study conducted. Results: The impacts of helpful events reported by clients are focused on contributions to therapeutic relationship and to in-session outcomes. Hindering events focus on some client disappointment with the therapist or therapy. The group therapy modality highlighted additional helpful impacts (like learning from others). Perspectives on what is significant in therapy differ between clients and therapists. The intensive qualitative studies reviewed confirm that the processes involved in significant events are complex and ambiguous. Studies show that the helpful events may also contain many hindering elements and that specific events are deeply contextually embedded in the preceding events of therapy. Conclusions: Some studies suggest that helpful significant events are therapeutically productive although this may need to be established further. Specific intensive studies show that the clients' perceptions in therapy may differ dramatically from that of the therapist. Furthermore, the relational and emotional aspects of significant moments may be more important for the clients than the cognitive aspects of therapy which are frequently stressed by therapists.
Article
Traducción de: The Yalom reader Incluye índice Incluye bibliografía Recopilación de ensayos sobre psicoterapia de grupo y psicoterapia existencial con un fuerte énfasis en una aproximación de investigación empírica.