ArticlePDF Available

Abstract and Figures

l Kiss Bridge o Puente del Beso quiere contar algo. Elementos de concreto que se alcanzan; se acarician, susurran y suavemente, se entrelazan con los pasos de los pilarenses que atraviesan sobre sus formas de concreto la rambla de Pilar de la Horadada, en la provincia de Alicante, en España. Cuentan de las transformaciones que este rincón del Mediterráneo vive. Esta obra de infraestructura es parte del “Plan de Confianza” que ejecuta la alcaldía de la comunidad de Pilar de la Horadada. La idea fue dar una solución para mejorar la calidad de vida de los pilarenses −en especial los del barrio de Los Segundas, quienes a causa de las lluvias quedaban incomunicados del resto de la comunidad−. Al mismo tiempo, la pasarela de la rambla, se potencia como símbolo emblemático de identidad vanguardista del municipio amén de ser una de las estructuras de concreto externas postuladas para el premio mundial de obras realizadas con este material, que otorga la Federación Internacional del Hormigón (FIB, por sus siglas en inglés).
No caption available
… 
No caption available
… 
No caption available
… 
Content may be subject to copyright.
mayo 2013 ConstruCCión y teCnología en ConCreto
60
l
Kiss Bridge
o Puente
del Beso quiere con-
tar algo. Elementos
de concreto que se
alcanzan; se acarician,
susurran y suavemente,
se entrelazan con los pasos de los
pilarenses que atraviesan sobre sus
formas de concreto la rambla de
Pilar de la Horadada, en la provincia
de Alicante, en España. Cuentan
de las transformaciones que este
rincón del Mediterráneo vive.
Esta obra de infraestructura es
parte del “Plan de Confianza” que
INFRAESTRUCTURA
E
Un beso ingenieril; una caricia suave entre dos
estructuras que definen una nueva forma de conciliar
los extremos de una rambla alicantina.
Un beso construido
Raquel Ochoa
Fotos: Cortesía Joaquín
Alvado (Justo Oliva).
www.imcyc.com mayo 2013
61
ejecuta la alcaldía de la comunidad
de Pilar de la Horadada. La idea
fue dar una solución para mejorar
la calidad de vida de los pilarenses
−en especial los del barrio de Los
Segundas, quienes a causa de las
lluvias quedaban incomunicados
del resto de la comunidad−. Al
mismo tiempo, la pasarela de la
rambla, se potencia como sím-
bolo emblemático de identidad
vanguardista del municipio amén
de ser una de las estructuras de
concreto externas postuladas
para el premio mundial de obras
realizadas con este material, que
otorga la Federación Internacional
del Hormigón (FIB, por sus siglas
en inglés).
Construcción y Tecnología en
Concreto
, entrevistó al equipo
de profesionistas compuesto en
su totalidad por creadores que
recogen la experiencia y creativi-
dad del tratamiento de los valores
estéticos, paisajísticos y audaces
de su tiempo, para vaciarlos en el
espacio arquitectónico de rambla
de Pilar de la Horadada. El ar-
quitecto y profesor de proyectos
arquitectónicos Joaquín Alvado y
los ingenieros estructurales Salva-
dor Ivorra y Miguel Ángel Crespo
(catedrático y profesor, respectiva-
mente, de Ingeniería de la Cons-
trucción), hablan de su proyecto,
de la combinación de materiales y
del uso el concreto blanco como
elemento principal que da solidez
y corporeidad a su obra.
Dicen que un puente no se sos-
tiene de un solo lado. El proyecto
alicantino es una confirmación
más. Fue concebido para conciliar
las distancias entre dos partes de
la ciudad −dividida por una rambla
artificial que recoge el agua de
lluvia−. Cada lado de la rambla
se interpreta como una manera
diferente de cruzar de lado a lado
Pilar de la Horadada, “el puente
peatonal es una nueva forma de
definir y deshacer un borde. Así,
el “Kiss Bridge, es un beso, una
caricia suave de dos estructuras”,
dicen sus creadores.
Los dos elementos del proyec-
to, señalan los creativos, “se dise-
ñaron estructuralmente del modo
que lo hace el arte japonés del
plegado de papel conocido como
origami
. El material que hemos
utilizado es el concreto blanco en
lugar del papel. Las dos piezas,
geométricamente distintas tienen
un comportamiento estructural
diferente. El primer elemento tiene
una gran viga en voladizo de 16
metros de longitud, mientras que
el segundo tiene una geometría
con forma de Y, que comprende
una rampa y una escalera vene-
ciana. La longitud total de las dos
estructuras es de más de 60 m.
El puente peatonal presenta una
desviación de 45 grados con res-
pecto al eje de la rambla”.
Un puente es el tránsito hacia
el otro lado; la unión de dos extre-
mos que se concilian en la transpa-
mayo 2013 ConstruCCión y teCnología en ConCreto
62
INFRAESTRUCTURA
rencia del cristal; pero que también
significa la percepción simultánea
de elementos independientes y
frontales que se buscan y encuen-
tran en la suave caricia de un beso.
“Entre la estructura en voladizo y la
de forma de Y, se produce en mitad
del canal la unión de las dos sec-
ciones que se conectan en la punta
por una secuencia de vigas en T
de acero, cuya misión es sostener
unas láminas de vidrio, que actúan
como unión entre los voladizos”,
expresan los diseñadores.
“Cada tramo de la pasarela
tiene diferentes secciones transver-
sales. Estas secciones son variables
con el fin de adaptar sus dimen-
siones y formas a los requisitos de
rigidez y resistencia impuestas por
la geometría global de la pasarela, y
de las cargas utilizadas para su dise-
ño. La estructura en voladizo tiene
formas que logra el concreto blan-
co autocompactante. Sus creativos
utilizaron este material con 60 Mpa
de resistencia. “El concreto arma-
do contiene barras corrugadas de
acero de 500 MPa. La estructura
en voladizo ha sido postensada
por medio de cuatro tendones de
acero "5 O 5'' de 1,860 MPa de
resistencia de rotura máxima. La
fuerza de tensión inicial ha sido de
1,020 kN, para cada uno. Los ten-
dones postensados se encuentran
en la mayor parte de su trayectoria,
en las paredes que conforman la
sección en forma en U. Los dos
más bajos de cada lateral se han
retorcido espacialmente, introdu-
ciéndose en la losa de la rampa
cerca del extremo del voladizo”.
A decir de los creadores, en la
cimentación, independiente en
los dos elementos de la pasarela,
Datos de interés
Nombre de la obra: Kiss Bridge, Pasarela peatonal de concreto blanco.
Arquitecto: Joaquín Alvado Bañón.
Ingeniería estructural: Miguel Ángel Crespo, Salvador Ivorra.
Consultores: Guía Consultores S.L.
Geometría: Rafael Guillem y David Jiménez.
Localización: Pilar de la Horadada (Alicante), España.
Año de la construcción: 2012.
Altura máxima: 1.35 m.
Altura mínima: 0.25 m.
Longitud: 60 m.
una sección transversal en forma de
U, asimétrica, que se conforma con
una rampa de 2.5 m de ancho con
paredes laterales de altura variable.
La altura máxima es de 1.35 m en
la sección situada encima de la pila
central, y el mínimo es de 0.25 m
en el borde de la viga en voladizo”,
enfatizan sus creadores.
En tanto, agregan, “la estructu-
ra en forma de Y, tiene una sección
transversal en forma de Z. En este
caso, las tensiones causadas por
las cargas verticales y horizonta-
les están asociadas a la flexión, a
la torsión y a los mecanismos de
cizalladura (o cortadura) comple-
tamente acoplados”.
Un suave beso
Encontrarse con el puente de la
rambla alicantina es admirar las
www.imcyc.com mayo 2013
63
se utilizó concreto convencional.
“La construcción de una estructu-
ra de cimentación voluminosa de
concreto armado en la zona de la
pasarela puente fue necesaria para
garantizar su equilibrio estático”,
afirmaron en entrevista.
La pasarela del beso tiene dos
apoyos centrales; uno para cada
estructura. El apoyo central ubi-
cado en el voladizo es un muro de
concreto. En tanto que, el apoyo
de la estructura en forma de Y,
consiste en una columna compleja
de redondos de acero, inclinada 38
grados con respecto a la dirección
vertical. Esta columna se une a la
base de la estructura en el lugar en
el que los muros de las secciones
transversales, de ambos lados de
la Y, se unen”.
La estructura del puente de la
rambla alicantina tiene “un vola-
dizo, que podría ser considerado
como un puente semi integral,
debido a que la pasarela tiene dos
apoyos elastoméricos. Por su par-
te, la cimentación se une directa-
mente con la estructura principal”,
afirma el equipo diseñador.
Aunque el puente es la unión de
dos extremos que se concilian, sus
resistencias son independientes,
exceptuando a las cargas transver-
sales. Por ello, a decir de sus pro-
yectistas, “La conexión entre ambos
elementos tiene una separación
estructural de 20 mm, lo suficiente
para permitir un comportamiento
independiente en el caso de ac-
ciones comunes, viento y efectos
reológicos y térmicos. En el caso de
acciones sísmicas altas la estructura
en forma de Y, se refuerza con el otro
elemento. La unión central articula-
da, de ambas partes, se construyó
al mismo tiempo que la instalación
de los elementos funcionales (pasa-
manos e iluminación)”.
Los pasos de los pilarenses que
cruzan y se diluyen de un lado u
otro de la rambla fueron consi-
derados al bosquejar esta obra.
“Se consideraron especialmente
las cargas dinámicas generadas
por los peatones cuando caminan
sobre la estructura ya que la par-
te en voladizo puede presentar
interacción dinámica. La rigidez
proporcionada en el diseño, por su
sección variable, brindó la solución
a este problema. Una vez que las
pruebas se realizaron con cargas
estáticas y dinámicas el problema
quedó descartado”, enfatizan.
La ciencia y tecnología
al servicio de la
creación
Valiéndose de la tecnología, los
proyectistas del Puente del Beso
dieron forma y definición a la em-
blemática pasarela. “Los software
y sistemas informáticos fueron
modelando el comportamiento
estructural de las vigas por el Mé-
todo de Elementos Finitos (FEM).
La geometría real de la ‘pasarela’,
quedó definida con elementos
matemáticos
Shell
, elementos
de marco y enlace, para simular
las diferentes condiciones es-
tructurales que constituyen la
estructura”.
Las preocupaciones de mo-
delos y cálculos fueron resueltas,
considerando “el grosor real de
cada elemento, la geometría de las
barras de metal y la configuración
de la parte peatonal y los soportes
fundación, que han sido conside-
rados como resortes lineales a
partir de una relación prescrita de
lastre”.
Para observar el comporta-
miento estructural del puente,
señalan los entrevistados: “fueron
analizadas las dos partes de la
pasarela de una manera indepen-
diente. La idea era observar la
capacidad que cada una mostraba
en la absorción de las tensiones
derivadas de las respectivas car-
gas, como elementos separados.
Concluyendo que: la junta plana
entre los dos elementos era capaz
de transmitir las cargas horizonta-
les, que incluyen aquellos que se
producen a través del puente de
peatones: la acción del viento y la
acción sísmica”, finalizan.
ResearchGate has not been able to resolve any citations for this publication.
ResearchGate has not been able to resolve any references for this publication.