Article

Utilidad de aplicar por vía intradérmica dosis reducidas de vacuna antigripal como alternativa a la vacunación por vía intramuscular

FMC - Formación Médica Continuada en Atención Primaria 03/2005; 12(3). DOI: 10.1016/S1134-2072(05)71211-1

ABSTRACT Objetivo
Determinar si la utilidad de la administración por vía intradérmica de dosis reducidas de vacuna antigripal es equiparable en cuanto a la respuesta obtenida con la administración de la vacuna por vía intramuscular. Como objetivo secundario se valoraron los efectos secundarios de ambas vías de administración.

Diseño
Ensayo clínico aleatorizado no ciego.

Emplazamiento
El estudio se realizó en 2 centros clínicos universitarios de medicina interna en Estados Unidos.

Población de estudio
Se reclutó a 238 sujetos, 130 entre 18 y 60 años y 108 mayores de 60 años y se dividieron en 4 grupos de 60 individuos aproximadamente según edad. El período de inclusión fue desde el 26 de octubre de 2001 hasta el 10 de enero de 2002. No se especifica la forma en la que se realizó la selección de la muestra. Se excluyó a las pacientes embarazadas o lactantes, así como a aquellos que estuvieran recibiendo inmunodepresores o fármacos que pudieran modificar la respuesta inmunológica en los 2 meses anteriores a la vacunación.

Intervención
De los 4 grupos formados, por un lado, se administró a 2 grupos de edad una dosis única de 0,5 ml de vacuna antigripal trivalente por vía intramuscular y, por otro, a los otros 2 grupos de edad, una dosis única de 0,1 ml de vacuna antigripal por vía intradérmica, con una dosis vacunal equivalente al 40% de la intramuscular. El lugar de la administración fue en el área deltoidea.

Medición del resultado
Se determinaron en todos los sujetos, por técnicas de inhibición de la hemaglutinina, los valores de los anticuerpos en suero frente a los 3 géneros del virus de la gripe contenidos en la vacuna inactivada. Estos valores se midieron antes de la administración de la vacuna y, posteriormente, entre el día 21 y el 28. Un título de inhibición de hemaglutinina igual o superior a 1:40 tras la vacunación en el suero sanguíneo se consideró protector según las recomendaciones de la Farmacopea Europea para las vacunas antigripales.

Resultados principales
De los 238 individuos incluidos inicialmente, por pérdida de datos o no cumplimiento del programa temporal del estudio, se obtuvo la serología en 225.
Entre los sujetos jóvenes (18-60 años) no hubo diferencias significativas en los títulos de anticuerpos alcanzados entre los que recibieron ambos tipos de vacuna. Entre los sujetos mayores de 60 años, se halló una respuesta superior a una de las cepas de los que recibieron la vacuna por vía intramuscular (atribuible a los valores de anticuerpos encontrados previos a la vacunación), y los títulos alcanzados fueron, en general, menores que entre los jóvenes en ambas vías de administración. La vía intradérmica presentó menos dolor pero mayor reacción inflamatoria local.

Conclusión
La administración de la vacuna antigripal por vía intradérmica, a una dosis reducida a un 40% de la dosis utilizada en la vacuna estándar por vía intramuscular, provoca en personas de 18 a 60 años una respuesta inmunológica de igual intensidad a la que se produce por la inoculación por vía intramuscular.

0 Bookmarks
 · 
42 Views
  • Source
    [Show abstract] [Hide abstract]
    ABSTRACT: The loss of half the U.S. supply of influenza vaccine due to contamination has created a critical shortage. Dose-sparing strategies that use intradermal delivery of vaccines may be one approach to consider. We conducted a randomized, open-label trial outside the influenza season in 100 healthy adults 18 to 40 years of age to compare the immunogenicity and safety of intradermal immunization with influenza vaccine with standard intramuscular immunization. Subjects were randomly assigned to receive either a single intramuscular dose of 0.5 ml of trivalent influenza vaccine, containing at least 15 microg of hemagglutinin per strain, by means of a prefilled syringe or a single intradermal dose of 0.1 ml, containing at least 3 microg of hemagglutinin per strain, by means of a fine-gauge needle; both injections were in the deltoid region. Changes in the hemagglutination-inhibition (HAI) antibody titer were assessed by comparing geometric mean titers and fold increases relative to baseline values and by comparing changes in the seroconversion and seroprotection rates. Local and systemic adverse events were assessed after both types of vaccination. Subjects who received an intradermal injection with one fifth the standard dose of influenza vaccine had increases in the geometric mean HAI titer by a factor of 15.2 for the H1N1 strain in the vaccine, 19.0 for the H3N2 strain, and 12.4 for the B strain on day 21, as compared with respective increases by a factor of 14.9, 7.1, and 15.3 for the intramuscular injection of the standard dose. Seroconversion and seroprotection rates were similar in the two groups on day 21, ranging from 66 to 82 percent and 84 to 100 percent, respectively. Local reactions were significantly more frequent among recipients of intradermal injections than among recipients of intramuscular injections, but such reactions were mild and transient. In this study of young adults, intradermal administration of one fifth the standard intramuscular dose of an influenza vaccine elicited immunogenicity that was similar to or better than that elicited by intramuscular injection. Intradermal administration could be used to expand the supplies of influenza vaccine, but further studies are needed before this strategy can be recommended for routine use.
    New England Journal of Medicine 12/2004; 351(22):2295-301. · 54.42 Impact Factor